Seguidores

viernes, 8 de abril de 2011

Las cartas del amor.

¿Sabes que es lo que pasa? Que no somos perfectos y eso nos revienta. 
Después de mucho tiempo entiendes las cosas, estudias otras cartas y las apuestas. Porque sabes perfectamente las cartas que hay, son las que son, no existen más ni van a inventar más, son las que ya conocemos todos. Nos creemos dioses, cuando vemos que tenemos las cartas buenas. Y en realidad jugar a las cartas, es un juego de suerte, de azar. Nunca sabes que va a tocar. Hay miedo, mucho.. porque no juegas solo, la otra persona tiene sus caras, y en ocasiones sabes cual va a jugar, pero llega un momento en el que la otra persona decide parar y deja de apostar. Y ahí hay dos opciones: que apueste sus cartas o que deje de jugar. Y las dos opciones, no van por el camino que deseamos. Cuando te sientas a la mesa y decides jugar, te pueden rechazar o no, pruebas contrincantes, hasta que aparece el elegido. Y entonces jugáis. Prometéis ganar, jugar limpio, respetar al otro y seguir como siempre cuando el juego se acabe. Pero son eso.. promesas. ¿Alguien confía ciegamente en ellas? Yo no, independientemente de las cartas.. cuida tus cartas, apuesta, deja en calzonzillos al otro y que el haga lo mismo contigo. Gana, pierde y acumula puntos. Pícale, estrésate y divertiros. Sobretodo eso... diviértete. Disfruta. Y cuando el juego acabe... no tengas miedo de volver a buscar contrincantes. Habrá alguien con ganas de jugar, pero cuando tengas delante contra quien quieres jugar, no dudes. Seguramente haya más y mejores, pero decidiste esa persona, de primera, y será por algo, así que, si crees que es el elegido no le busques defectos... solo juega. Vuelve a apostar todo. No pienses en la jugada pasada, ya pasó, no va a volver. El tiempo nunca vuelve. Y cada cosa tiene el suyo. Y nuestro juego aun está pendiente de empezar.. ¿empezamos a apostar ya cartas? Yo hace tiempo que dejé mi última partida atrás.

Juguemos a las cartas, las cartas del amor

8 comentarios:

Iris Castro García. dijo...

Yo no podría ser perfecta, de echo lo odiaría, dicen que de los errores se aprende no? Es más divertido a veces.
Eres increíble anita.

beatrizzz dijo...

Nadie dice más verdades que tú meona :) Te quiero.

Romina Silvera dijo...

aaaw♥ que lindo blog:) me encanto la entrada!te sigo un beso enorme linda:)

soñadora dijo...

Me ha encantado tu entrada es genial y tiene toda la razón:) Acabo de descubir tu blog y te sigo va? pasate por el mio si quieres a ver que te parece: deseoloimposible.blogspot.com
un beso gordoo!

La chica de los sueños de cristal dijo...

Tienes un premio en mi blog :D

Albert dijo...

Cierto, el tiempo nunca vuelve,... y a veces lo odio. Me gusta mucho el texto, un beso y te sigo!:)

Cachü dijo...

¿Juguemos a las cartas de amor? ¿Como sería? Me encanta tu blog, te sigo ♥

Patricio dijo...

hola me gusto mucho esta entrada.
te felicito.

te invito a mi blog.

saludos y cuidate.

:)